Buscar este blog

sábado, 3 de septiembre de 2011

¿Dónde quedó la preservación del uso racional de medicamentos?

Muy buenos días, tras 11 cortos meses siendo SERUMS, veo con tristeza el endeble control que se hace a las cadenas de boticas sobre el uso racional de medicamentos (URM). Si no hay firmeza en sancionar a los que incumplen las normas entonces se continuará haciendo lo que se quiera, lamentablemente. Con farmacéuticos regentes atrapados en controlar que cuadre bien el dinero en caja restan esfuerzos en supervisar a su personal técnico sobre el expendio de medicamentos, principalmente los antimicrobianos. No tengo experiencia trabajando en una cadena de farmacia, pero he recibido comentarios, en donde me mencionan que el farmacéutico juega un papel de administrador, incluso de contador debido a que es él quién cuenta y verifica toooodo el dinero obtenido por ventas y es él quién generalmente lleva el dinero al banco para su respectivo depósito, con la advertencia de que si no cuadra algún monto deberá devolverlo de su propio bolsillo. No estoy en contra de que el farmacéutico cumpla su función de administrar el local, pero llevar la contabilidad y el arqueo de caja diario, habiendo contadores profesionales para esa función específica que tranquilamente una cadena de farmacia podría contratar. Lamentablemente, esta labor opera en desmedro de la principal razón del farmacéutico comunitario, esto es, velar por el uso racional de los medicamentos y la atención enfocada al paciente. Me entristece saber que varios colegas quedan absorbidos por la rutina, la falta de control, y la competencia por captar más usuarios con promociones, nublando su razón de ser, un profesional sanitario. Uno mismo debe de empezar con el cambio, pero ¡ya!, mientras la población esté acostumbrada a comprar libremente desde una amoxicilina hasta una fluoroquinolona sin receta médica, mientras los médicos por pereza o fastidio reniegan en redactar una receta correcta, mientras el control de parte de la autoridad de salud siga siendo casi como un saludo a la bandera (falta de recurso humano calificado y mecanismos sancionatorios activos), todo seguirá siendo muy similar, mientras las empresas llenan sus arcas, los funcionarios engordan, los técnicos trabajando por sus bonos por venta, y los colegas... ¿resignados a que esto no pueda cambiar?
Con sólo enterarse cómo operan las farmacias en países modelos sería motivación sufiente para poder cambiar. Unámonos pues, a ese esfuerzo conjunto que nos compete realizar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...